Abuelos merideños marcharon en contra del presidente Maduro

***Personas de la tercera edad salieron desde la plaza El Llano con pancartas en las que pidieron libertad y el cese de la represión***

El Nacional

Personas de la tercera edad superaron dos cordones de efectivos policiales y lograron llegar a la sede de la Defensoría del Pueblo en Mérida para protestar en contra de la ruptura del hilo constitucional y expresar su rechazo al gobierno de Nicolás Maduro.

Los piquetes estaban colocados en dos puntos de la ciudad de Mérida: uno en el viaducto Campo Elías y el otro en el sector Gloria Patria, frente al módulo de la Policía.

Los abuelos se reunieron en la plaza El Llano desde tempranas horas. “Venezolanos somos todos. GNB y PNB luchamos por ti también”, se lee en una de las pancartas que llevaron los abuelos a la movilización convocada por la oposición.

En Caracas

La Policía Nacional Bolivariana volvió a rociar gas pimienta a los abuelos, esta vez cuando se encontraban en la avenida Libertador a la altura de la calle Los Cedros, sitio hasta donde la funcionarios les permitieron llegar a los manifestantes, que quieren movilizarse hasta la Defensoría del Pueblo.

Las personas de tercera edad y otros detractores del gobierno lanzaron objetos a los funcionarios de seguridad.

Cuando los manifestantes insistían en continuar la marcha al centro de Caracas, llegó a las 12:10 pm un representante de la institución del Poder Moral para recibir un documento, pero los disidentes no quedaron satisfechos con esto y pidieron seguir la protesta.

“Como adultos mayores hemos enviado ya más de 10 documentos”, indicó el diputado a la Asamblea Nacional Ismael León.

A las 12:51 pm llegó Henrique Capriles, gobernador de Miranda, para mediar en la concentración. “Es nuestro deber protegerlos (las personas de la tercera edad). Son la reserva moral de nuestro país. Son sagrados, nadie tiene derecho de atacarlos”, dijo.

Los efectivos habían permitido a los simpatizantes de la oposición caminar en sentido oeste. El comandante Chacón les dijo que podían marchar por la avenida Libertador, con los efectivos en el frente. El punto de llegada acordado era el Hotel Crillón, lo cual no se cumplió.

Anteriormente, a las 10:50 am, los funcionarios rociaron gas pimienta a los manifestantes. El argumento fue que se acercaron demasiado al piquete y forcejearon con la Policía.

“Los mismos policías nos ponen a sufrir. No tenemos máscaras antigás. El gobierno tiene que cesar la represión y dejarnos marchar”, expresó uno de los manifestantes.

A las 10:00 am la PNB y la Guardia Nacional Bolivariana instalaron un piquete en la Plaza Brión de Chacaíto para impedir que las personas de la tercera edad se movilizaran hacia la Defensoría.

Los funcionarios de seguridad, en su mayoría mujeres, situaron una barrera en el lugar y llevaron tanquetas para obstaculizarles el paso. “No les voy a caer a embuste. No los van a dejar pasar. A lo mejor después cambian la orden”, indicó a las 10:30 am una oficial a los manifestantes.

Asimismo fueron bloqueados los accesos por las avenidas Francisco Solano y Libertador, es decir, los simpatizantes de la oposición estaban prácticamente aislados.

Al final las autoridades solo dejaron a las personas de la tercera edad caminar hasta la calle Los Cedros, así que algunos dirigentes de la oposición se retiraron, sin embargo, otro manifestantes, molestos, se quedaron en el lugar a pesar de la lluvia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *